martes, 30 de septiembre de 2014

Cataluña, Euskal Herria... Los estados futuros los fundaremos los ciudadanos

El mundo entero ya es una gigantesca plutocracia, un lugar donde gobiernan sólo los ricos y sólo por ser ricos.
Los ricos manipulan los estados actuales a su antojo. Unos estados creados por las élites con sus guerras y sus acuerdos sin contar con sus habitantes.
Las élites, gracias a las tecnologías, empezando por las de las armas, han acaparado casi todo el poder. Como sus intereses no son ni el bienestar de la mayoría, ni el medio ambiente, están arruinando el planeta y sus habitantes.
Esa forma de gobernar se tiene que acabar en los próximos años, entre otros motivos porque hay que tomar decisiones urgentes para revertir el calentamiento global.
Los ciudadanos comunes tenemos que tomar el control. Para ello debemos ser independientes de los poderes corruptos de estados obsoletos que están en manos de los ricos. Debemos unirnos a nuestros conciudadanos más próximos, con quienes tenemos más  intereses comunes, para crear estados democráticos nuevos y cercanos. Por ejemplo Euskal Herria, Cataluña o Escocia.

No es relevante que el estado español diga que es ilegal una consulta como la que se ha convocado a si misma Cataluña el 9 de noviembre. Quien debe decidir en Cataluña son los catalanes.

¡Independencia para Cataluña!
¡Independencia para Euskal Herria!

sábado, 27 de septiembre de 2014

Agujeros negros: Parece demostrase que son imposibles

Un documento científico publicado en arXiv.org por la investigadora Laura Mersini-Houghton demostraría que es matemáticamente imposible que se produzcan agujeros negros. Hasta ahora se creía, basándose en la ley de la relatividad, que a partir de cierta masa de una estrella, cuando esta colapsa por bajar su actividad se crea un agujero negro, un objeto con masa infinita en su centro rodeado por un horizonte de sucesos. Los  nuevos cálculos dicen que esto es imposible. Lo que ocurre según sus autores es que, justo antes de que se forme el horizonte de sucesos, se produce radiación de Hawking en cantidad suficiente como para frenar el colapso. La energía de esta radiación es equivalente a masa que pierde la estrella. Al haber menos masa, hay menos atracción gravitatoria en el interior de la estrella y esta explota en vez de colapsarse.
Lo que no explica este nuevo estudio es porqué sigue habiendo una concentración de masa tan tremenda donde se supone que hay agujeros negros. Algunas de esas masas inmensas, equivalentes a millones de soles, están en el centro de galaxias como la nuestra.
A mi no me parece probable la existencia de agujeros negros. Aunque no soy científico, creo que la existencia de un punto de materia infinita es ilógico y que si la solución de un problema da un infinito es que no se ha seguido el proceso adecuado para resolverlo.
Este nuevo trabajo que da por imposible la creación de agujeros negros me convence bastante.
Tengo una conjetura sobre porqué sigue habiendo tanta concentración de masa en el lugar de la estrella colapsada, en vez de haberse convertido en una radiación dispersa por todo el universo. Creo que, aunque no se crea un horizonte de sucesos, en un radio un poco mayor que el de ese horizonte, la radiación generada se curva tanto atraída por la gravedad que gira en espiral durante un tiempo inmenso, quizá de millones o miles de millones de años, antes de que sea visible desde fuera. Para el mundo exterior a la zona del colapso de esa estrella es como si allí hubiera un agujero negro, porque esa radiación concentrada equivale a un objeto material y este objeto de luz tiene una atracción gravitatoria tan grande como la de la estrella que lo produjo.
Entonces lo que llamábamos agujeros negros podrían llamarse burbujas de luz.

sábado, 20 de septiembre de 2014

Astillero espacial en órbita

Leo en el blog Astrofísica y física una noticia sobre un sistema de lanzamiento espacial de cargas pesadas que usará el cohete más grande de la historia, que podría lanzar una nave tripulada hacia Marte.
Me parece insostenible lanzar cohetes monstruosos desde Tierra. En vez de enviar de una vez una nave grande, ¿No sería mejor enviarla por partes a una órbita baja en muchos vuelos con cohetes pequeños reutilizables?
Quizá se podría usar la estación espacial como astillero donde ensamblar la nave. Ya se tiene una gran experiencia montando estructuras grandes en el espacio, precisamente con la estación espacial.
Con el tiempo incluso se podría usar materia prima recolectada en el espacio para fabricar en órbita las partes de las naves. Se trata de no quemar en la atmósfera las cantidades monstruosas de combustible que requiere poner en órbita masas grandes.

viernes, 12 de septiembre de 2014

Origen ilegítimo de los estados

Con escasas excepciones, en todo el mundo los estados se han creado sin tener en cuenta la voluntad de sus habitantes, sino la de élites de poderosos violentos. Unos estados proceden de guerras de conquista, por ejemplo el estado español, otros del reparto de herencias de reyes, otros  por matrimonios de conveniencia entre la clase monárquica, algunos por el reparto de territorios entre coaliciones vencedoras de guerras, etc.
El poder que hemos tenido los ciudadanos comunes ha sido muy escaso en toda la historia. En mi opinión la razón de esta falta de poder ha sido la falta de cultura y la falta de comunicación entre nosotros.
La falta de cultura, fomentada por las élites, obstaculizó que los ciudadanos fueran conscientes de sus derechos. La falta de comunicación impidió la unión para luchar por un poder al servicio de todos.
Los conocimientos científicos adquiridos por la humanidad y divulgados con facilidad desde la invención de la imprenta empezaron a cambiar esta situación desde el renacimiento. No sólo progresason las técnicas gracias a la ciencia, sino que la comunicación mediante la escritura impresa divulgó conocimientos e ideales.
Visto desde ahora que nos comunicamos a la velocidad de la luz, el cambio en los últimos siglos nos puede parecer lento, pero ha sido casi instantáneo comparándolo con los miles de siglos de existencia de la humanidad, y se acelera continuamente. En los últimos años la ubicuidad y la inmediatez de internet está dando un impulso inmenso a la comunicación de los ciudadanos entre sí y nos permite unirnos más que nunca contra el poder despótico de las élites.
Nadie puede predecir lo que las multitudes bien informadas y comunicadas entre sí pueden crear en cualquier ámbito, ni siquiera en el ámbito de la política, pero a la vista de las últimas noticias como la manifestación en Barcelona por el derecho a votar la independencia, me da la impresión de que uno de los cambios que están más cerca es la creación de estados nuevos por la voluntad democrática de sus habitantes. Por ejemplo, espero que los escoceses, los catalanes y los ciudadanos de Euskal Herria podamos tener pronto un estado en el que decidamos nosotros, no unas élites de países ajenos a las que no les interesa nuestro bien, sino su poder político y económico.

P.D.:
El motivo del independentismo escocés no es el nacionalismo, sino el socialismo.
Es el mismo motivo que tengo para querer la independencia de Euskal Herria. Aquí sólo hay dos opciones claras: Seguir sometidos al fascismo español o alcanzar la democracia, que para cualquiera bien informado equivale a socialismo, mediante la independencia.